Despojos de ... No se


Hiberna el sol cabizbajo
en memoria de un verano que no existe,
pasan horas … inútiles disfraces,
atribuyéndole a los días el cítrico sabor viscoso
de la impasible sobriedad del viento …
Es el tiempo de llorar lo que nunca se ha vivido.

¿Qué se encuentra después de un sueño no cumplido?

Solo una luz que no convence a
la inconfesa desilusión de la mañana,
una poesía sin verbo
y en los ojos de la nada
una lágrima que extraña.

Llanto y placer en ejercicio de su voluntad
segregan del dolor simples gemidos intermedios
y se homologan descarados a lo inaudible de la voz.
¡ Dios mío !
Qué difícil es amar cuando la mente divaga
entre la dignidad y los recuerdos.

Se encuentra en los maltrechos horizontes
la respuesta nunca pronunciada o esa
que se dice y que se duda en aceptar,
se vuelven saliva los intentos de palabras,
no hay pronombres que definan la derrota del honor.

Y si … se subleva el tiempo encadenando las historias,
todo un enemigo pretencioso que se oculta
en la caleta primitiva donde se guardan las certezas,
y se arrepiente la boca de expresar lo que callaba.

¡Dios mío!
Que oportuno es el silencio
cuando el alma nada en la tristeza.



4 comentarios:

MAJECARMU dijo...

Como la mariposa necesitamos un tiempo de oscuridad,de madurez dentro del capullo.. hasta salir a la luz..!

..Siente que respiras,escucha los sonidos de la vida y llénate del instante que te trae su pequeña lección,como un maestro fiel e invisible..

Un abrazo amiga y te invito a ver mi luna llena.
M.Jesús

Lenny dijo...

ESTA NOCHE

A penas me releo tu último verso
Y ya como supuse, es de madrugada,
la voluntad ya está, y yace sin remedio,
aquí, donde tocaste, dentro de mi alma.

Si supieras que hubo versos en que estabas,
y que pude tocarte sin besarte,
en que pude estar yo donde no estabas,
y allí, donde me buscaste.

Si supieras que esta noche pude verte,
a la espera de un adiós que me dolió en el alma,
más pude derrotar tus imposibles,
pudiendo soñar juntos, como amor de alas.

Esta noche fui tu verso, y fui tu arte,
muy paralelo a ti, y a tu silueta,
y vi la dicha cómo pudo alcanzarte,
más aún, cuando tu no la vieras.

Esta noche que pude permitirme hasta ni verte,
yo pude llegar sin que estuvieras,
pude verte pecadora y comprenderte,
y ser felicidad sin que me quieras.

Esta noche, muy por encima de tus versos,
pude ser amada hasta los huesos,
pude ser tu Cristo y tu pecado,
y ¿Por qué no? hasta tu salmo abierto.

Esta noche, en el amor
he colocado mis pasos en los tuyos,
y a fuerza de amar me supe a ti,
y solo justo aquí, fue así como te sentí.

Esta noche en mi piel vi convertirte en verso.
! Y me sentí morir cuando me hablaste del silencio!
Te imaginé sin mí, sin verme.
! Y fui testigo del dolor en su máximo exponente!

Esta noche estuve implícito en tu nombre,
siendo el amén a tu sonrisa,
en mi tiempo pude verte detenida,
sin remedio y sin final, sin que te toque.

Esta noche, vi morirte siquiera para dejar de amarme,
y tu diálogo sin mí me hizo delirar,
pude verte en la distancia, perdida sin hablarme,
y una alianza por ti recé para olvidar.

Sobrevivo esta noche apenas vulnerable,
y en tu sitio me ves, tal como supuse,
cada poema tuyo, mi prisión, ya lo sabes,
del amor que tu alma me provoca y consume.

Lenin, 29-julio-2009

VALE dijo...

pfff dulce dolor que nos invade el alma...
ahi Dios pss me pasaba pa leerla.. y pss como siempre sin palabras pa describir lo raro que es sentir... si es feo el sentir... digamelo a mi... bueno la amo escribe hermoso eso lo sabe y bueno pasese por el mio que ha sido lo ultimo de mi blog jejeje xoxo

Mistral dijo...

"Que oportuno es el silencio
cuando el alma nada en la tristeza."

Me encantó leerte

Publicar un comentario